La instalación de canalones permite recoger el agua de tu tejado, evitando que moje tu pared y evitando problemas estructurales en tu hogar. Tú mismo puedes realizar esta tarea si escoges canalones de PVC, sólo tienes que seguir las indicaciones del post de hoy. Prepara tus cajas de herramientas, ¡que empezamos!

Si optas por canalones de aluminio, esta labor tendrá que ser efectuada por un profesional.

Qué es un canalón y para qué sirve

Un canalón o canaleta se trata de un conducto que recoge y evacúa el agua de lluvia de los tejados, evitando que ésta baje por la fachada de los edificios. Por regla general, se ubica bajo el alero del tejado. Asimismo, hay que darle cierta inclinación para que el agua pueda circular por las bajantes de desagüe (las cuales suelen colocarse en los laterales de esquina).

Tipos de canalones

Canalón de aluminioLigero, combina con la estética de la mayoría de inmuebles y ecológico.
Canalón de cobreSon la clase que ofrece mayor durabilidad, resistencia y rendimiento. En el apartado decorativo, además, aportan un gran protagonismo al edificio.
Canalón zincMuy empleados. Este material no se oxida, a pesar del contacto con el agua.
Canalón de PVCSon menos resistentes al sol y a las altas temperaturas.
Canalón de acero galvanizadoEl más clásico y tradicional. Soporta el paso del tiempo.
canalón recorriendo pared exterior

Materiales y herramientas para la instalación de canalones

Más allá de los elementos que compondrán tu canalón, necesitarás contar con ciertos utensilios y materiales para acometer su instalación:

  • Cinta métrica (o, si sabes cómo funciona un medidor láser, también puede valerte)
  • Tornillos
  • Tacos
  • Cola para PVC
  • Guantes y gafas de protectoras, escalera y andamio

Este listado no es exhaustivo, sino orientativo. Los materiales y el equipo han de adaptarse a cada proyecto en concreto.

Decide qué canalón necesitas

Escoge el modelo de canalón que desees, los hay trapezoidales o redondeados. Mide el largo de tu tejado -para calcular cuántas piezas te harán- y su altura -para saber la medida de la bajante-. Elige el ancho del canalón en función los metros cuadrados de tu tejado, la canaleta tiene que ser capaz de almacenar todas las aguas vertidas en él.

Escoge la forma de sujeción

Asimismo, tienes que plantearte qué tipo de sujeción quieres para tu instalación de canalones. Desde BricoPico te proponemos tres métodos diferentes:

Directo en cornisa

El gancho se pone directamente en la cornisa.

Para ello, la superficie de apoyo ha de ser adecuada en todo el recorrido y la salida de las tejas buena (de lo contrario, la canaleta no podría recoger el agua en toda la línea).

Se coloca con:

  • Tornillos para madera: utiliza estas herramientas para madera en caso de que la cornisa sea de este material.
  • Tacos: si estuviera hecha de hormigón, ladrillo con revoco o monocapa.

Con pletina en cubierta

¿Hablamos de obra nueva? Entonces, tendrás que implantar pletinas metálicas sobre la superficie de la cubierta.

Todas ellas deben sobresalir con la misma medida sobre la teja.

Una parte de la pletina de metal permanecerá cubierta bajo la teja, mientras que la otra recibirá el gancho de PVC, que se puede regular en altura.

Si operas en obra hecha, retira la última fila de tejas y alcanza el soporte para poder poner las pletinas.

Ganchos para tejas

Si el tejado queda demasiado volado sobre la cornisa, puedes instalar ganchos con estribo directamente en las tejas.

Puedes situarlos también en placas de fibrocemento o de chapa ondulada.

¿Qué partes necesitamos para la instalación de canalones?

casas con canalones

Ahora, pasemos a mencionar qué piezas requerirás para instalar canalones, más allá de éstos mismos y su modo de sujeción.

  • Enlace de canalón: para unir los distintos tramos de canaleta o para aprovechar recortes.
  • Bajantes de canalón central: van en los sitios donde desees realizar los puntos de evacuación de agua.
  • Tapas de canalón: se instalan donde no puedas colocar una bajante lateral en el extremo de la canaleta.
  • Bajantes de canalón laterales: para instaurar puntos de drenaje en los extremos del canalón.
    • Las hay para izquierda o derecha.
  • Esquina de canalón: permite hacer desviaciones de 90 grados en las esquinas y rincones del tejado.
    • Hay modelos interiores o exteriores.
  • Colector de evacuación: une canaletas a distinto nivel en una sola línea de tubería de evacuación. Suele usarse en casas con tejados a diferente altura.
  • Tubería de bajante: expulsa y desagüe el agua recogida.
  • Abrazaderas de fijación a pared: fijan de manera eficaz la tubería a la pared de la vivienda.
  • Codos: hazte con todos los manguitos o codos necesarios para hacer uniones.

Dicho esto, dejemos la teoría para pasar a la práctica.

Eliminación del canalón antiguo

A no ser que vayas a instalar un canalón en una casa nueva, lo más seguro es que tengas que reemplazar una vieja canaleta. Pero, tranquilo, la mayoría de estos sistemas son muy sencillos de retirar:

  • Destornilla de la cornisa o de los ganchos.
  • Abre las abrazaderas.
  • Extirpa las bajantes.

Ve con cuidado especialmente, al quitar canalones metálicos. ¿Por qué? Muy simple, pueden pesar mucho y tener bordes afilados. ¿Qué conclusión sacar de esto? Ponte guantes gruesos y pide ayuda a alguien.

Los canalones antiguos acostumbraban a estar fijados a los aleros con patillas de metal recibidas con cemento. Si el que tienes que eliminar es así, recurre a amoladoras angulares y emplea un disco de corte extra fino.

¿Desconoces qué es una amoladora? En BricoPico, encontrarás un post que lo explica con detalle.

Instalación de canalones

En la actualidad, las canaletas son tan versátiles y fáciles de montar que cualquiera puede instalarlas sin apenas experiencia. Únicamente, basta con seguir unos pequeños consejos:

Determinar la línea de colocación

Para que el agua de lluvia circule correctamente, debes establecer una pendiente de drenaje. Ésta debe ser de 0,5-1 centímetros por metro.

¿Cómo se obtiene?:

  • Sitúa un punto, materializado por un tornillo, en cada extremo del tramo del tejado sobre la cornisa.
  • Respetando el factor de pendiente, mueve hacia abajo el que esté colocado junto a la conexión de la bajante.
  • Para conocer esta diferencia, multiplica la longitud de la canaleta por la pendiente.
    • Por ejemplo, con un canalón de 5 metros de largo: 5 * 0,5 = 2,5 centímetros.
  • En el extremo opuesto de la bajante pluvial, fija un primer tornillo a 5 centímetros del extremo de la cornisa y a 3 de la parte superior.
  • Pon un segundo tornillo del lado de la conexión de la bajante, considerando la pendiente de drenaje.
  • Tiende una cuerda entre los dos ganchos.

Et voilà!

canalón con hojas secas

Fijar los ganchos del canalón

Ahora toca instalar los ganchos. Este paso lo vamos a subdividir en tres: primero, fijación a la cornisa; segundo, fijación sobre vigas; y tercero, fijación en el techo.

Fijación a la cornisa

Señala un punto cada medio metro, preferiblemente, donde se hallan los clavos de la cornisa.

Así, los tornillos coincidirán con las vigas de la parte inferior o las diagonales de las cerchas.

Atornilla los ganchos intermedios en la cornisa. Verifica que estén alineados a la cuerda: toma como referencia el tornillo de la parte superior del gancho.

En caso de que el canalón necesite un empalme o junta de unión, pon un gancho a cada lado de la canaleta.

Guarda una distancia mínima de 5 centímetros, para permitir la dilatación del perfil de ésta.

Fijación sobre vigas

Los ganchos se fijan con pletinas galvanizadas que se atornillan a:

  • El lado de la viga: pletina escuadra.
  • La zona superior de las vigas: pletina de sujeción.

En reformas, esta segunda opción requiere quitar la primera hilera de tejas.

Sitúa el gancho contra la viga. Después, dobla la pletina para mantener la inclinación del tejado.

A continuación, atornilla, primero, la pletina y, en segundo lugar, los ganchos en las vigas.

Ajusta la altura de estos últimos en la línea.

Fijación en el techo

Con unas pinzas, coloca los ganchos directamente en la cubierta del tejado.

Utiliza una pinza que corresponda a la cubierta de tu tejado.

Desliza la mordaza de la pinza para no taponar el canal de drenaje.

Apriétala para bloquear el utensilio.

Pon un gancho cada medio metro.

Alinea su altura usando la cuerda como referencia.

Colocar el canalón

Llegados a este punto, pasemos a preparar e instalar el canalón:

  • Primero, mide el largo del perfil del canalón.
  • En segundo lugar, extrapola esta medida al canalón.
  • Sierra el perfil. Para conseguir un corte recto, emplea una guía.
  • Lija el corte: puedes hacerlo manualmente, con un cuchillo o con una lijadora.
  • Echa un cordón delgado de cola de PVC en la ranura del talón o en la parte de abajo de la canaleta.
  • Pon una tapa de canalón en el extremo del perfil contrario a la bajante.
  • Presiona durante un par de segundos, a fin de asegurar la unión.
  • Quita el exceso de cola con un paño.
  • Equipa el perfil con un manguito para canaleta si hace falta.
  • Sierra un segundo tramo de perfil para cubrir la distancia hasta el final.
  • Presenta el primer tramo de perfil en la parte trasera de los ganchos. Con el reborde hacia la parte de delante.
  • Instala el segundo tramo.
  • Aplica cola de PVC en la ranura de unión del canalón;
  • Encaja los tramos.
  • Para acabar, sitúa el canalón en la parte delantera de los ganchos.

Ahora, encaja la conexión de bajante. Para ello, adhiere una base de canaleta en el lado contrario al que recibirá el canalón. Elimina el exceso de pegamento y pon un cordón de adhesivo en la ranura de la conexión de bajantes. Por último, encaja la unión en el perfil de la canaleta.

gorriones sobre canalón

Colocar la bajante de aguas pluviales

Ubica bajante en el eje de una arqueta de evacuación. Para juntar la conexión de bajantes y el tubo de evacuación, deber formar una «S» usando codos macho/hembra:

  • Dibuja el eje de la bajante en la pared con un lápiz. Utiliza un trazador o una regla.
  • Señala la localización de las abrazaderas de fijación, a un metro unas de otras.
  • Mide la distancia entre los codos.
  • Sierra un tramo de tubo a la medida.
  • Marca la posición de los elementos con lápiz de carpintero.
  • Coloca los elementos con cola de PVC (salvo la unión codo/conexión de bajantes, así, será más sencillo desmontarla en caso de que lo necesites).
  • Perfora el hormigón con un taladro percutor. Equípalo con una broca para hormigón.
  • Atornilla las abrazaderas.
  • Pon el tubo de bajante con el extremo hembra hacia arriba.
  • Coloca la unión macho/hembra en el tubo.
  • Añade el codo hacia la conexión de bajantes.
  • Sitúa un segundo codo macho/hembra en la conexión de bajantes.

¡Concluida la instalación de canalones!

Recuerda cómo taladrar hormigón para completar este proceso.

Equipar un canalón

Para evitar que los restos vegetales taponen el drenaje del agua de lluvia (lo que puede causar desbordamientos), te recomendamos agregar un filtro o una malla de protección a tus canaletas.

Consejos finales

Un aspecto que debes tener en consideración es que, si resides en una zona donde el agua es escasa, puedes sacarle partido a tu tejado y nuevo sistema de canalón. Éstos pueden ayudarte a guardar el agua de lluvia en aljibes y depósitos. De esta forma, dispondrás de una reserva para regar tu patio o jardín.

En definitiva, es una forma de ahorrar en agua a medio plazo.

Conclusión

Ahora conoces cómo realizar una instalación de canalones de manera rápida y sencilla. ¡Hazla por ti mismo! Ya sabes qué materiales y utensilios sacar de tu mueble para herramientas.

Lidia Zafra

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.